Inicio Su Pensamiento Semanario Orientación Nº. 4082 Pág. 2 MONSEÑOR ROMERO COMENTA

Nº. 4082 Pág. 2 MONSEÑOR ROMERO COMENTA

El Papa ilumina la línea de Puebla y de Nuestra Arquidiócesis
En su primer mensaje a la Iglesia y al mundo, el Papa Juan Pablo I recalcó la primacia de la evangelización en la misión de la Iglesia: «Queremos recordar a toda la Iglesia -dijo el nuevo Papa, el 27 de agosto que su deber primordial es la evangelización, cuyas líneas maestras, nuestro predecesor Pablo VI condensó en su documento memorable; animada por la fe, alimentada por la caridad y sostenida por el alimento celestial de la Eucaristía, la Iglesia debe buscar todos los caminos, emplear todos los medios, a tiempo y a destiempo» (2 Tim. 4,2) para sembrar la Palabra, proclamar el mensaje, anunciar la salvación que despierta en los espíritus la inquietud por indagar la verdad y, con la ayuda de lo alto, los sostiene en ese afán. Si toso los hijos de la Iglesia fueran misioneros incasables del Evangelio, florecerían con nuevo vigor la santidad y renovación en este mundo sediento de amor y de verdad».

Se me ocurre hacer tres aplicaciones de estas palabras programáticas del nuevo Pontífice: a Puebla, a nuestra reciente Carta Pastoral y a la línea pastoral de nuestra Arquidiócesis. Cuando América Latina está llegando a la cita de sus Obispos en Puebla (12-28 de octubre) qué esperanzadora resulta esta coincidencia de la mente del nuevo Papa con el tema y la preparación de la III Conferencia del Episcopado Latinoamericano: «La evangelización de América Latina en el presente y en el futuro».

Por encima de lo mucho que se ha hablado y escrito acerca de este próximo evento continental, una sola cosa debe prevalecer en la preocupación y en la oración de todas nuestras comunidades y cristianos: La Evangelización. Una evangelización que haga realidad en las fértiles tierras de América ese florecimiento de «santidad y renovación» que responsa al ansia «de amor y de verdad» que tienen nuestros pueblos, una evangelización que no esté lejana de nuestra realidad sino que encarne sin ingenuidades y sin miedo las necesidades y la defensa de nuestra gente. Una Evangelización que haga sentir el paso de Jesús «hoy y aquí».

Siento también en la confianza que pone el Papa en la fuerza del Evangelio una confirmación de mi confianza expresada en nuestra Carta Pastoral al enfrentarse a las dificultades del país. «Sentimos -afirma nuestra carta – que la luz con que nuestra Carta quiere iluminar el camino de nuestras Diócesis, es la luz auténtica del Evangelio y del Magisterio de la Iglesia…y que tiene claridades y energías muy válidas para ofrecer- desde el análisis de los acontecimientos que nos anegan en un mar de amarguras y confusiones- una respuesta eficaz a los serios interrogantes que se nos hacen acerca de un posible camino de salida para el difícil momento que atraviesa el país».

Compartir:

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Select your currency
USD Dólar de los Estados Unidos (US)